sábado, 20 de febrero de 2010

ME CASÓ MI MADRE

Casticismo 100% español. Descubrí hace unos meses esta pieza perdida que a TVE (ahora que rellena con tantos programas modo revivial) le dió por emitir de su extensísimo archivo para que, lunáticos como un servidor, pudiéramos descubrir pedacitos de esa España profunda de la que nos queremos despegar, pero, que sin embargo, nunca nos damos cuenta de que está y estará ahí.

miércoles, 10 de febrero de 2010

ELENA, LA PRINCESA DIVORCIADA

¡¡Quiero que alguien me explique cómo el idiota inconsciente de Marichalar ha dejado escapar a una cerdita preciosidad como esta!! El glamour y el atractivo de la infanta solo es comparable con las estrellas de Hollywood.



BUSCA LAS 7 DIFERENCIAS:

CANCIONES DE CULTO

O lo que es lo mismo: canciones cuya atmósfera es única. Vamos, que jamás escucharás algo parecido, pues estas canciones son un género en sí mismas, de las que se puede escribir un libro, temblar de miedo con ellas o simplemente, escuchar como una curiosidad.

Aquí algunas de ellas:

PERLAS ENSANGRENTADAS:
Clásico por excelencia del pop madrileño ochentero. Alaska y Dinarama, uno de los pocos grupos eclécticos y a la vez originales, consiguen hacer una buena canción que más que canción, es cine. Cine negro, sonido oscuro y letra brillante.





WUTHERING HEIGHS:
Kate Bush es una artista de la que poco hemos oido hablar en España (que yo sepa). Su carta de presentación fue, en el 78, una inquietante canción basada en la novela "Cumbres Borrascosas", de Emily Bronte. La angustia de Kathy, protagonista de ambas obras de arte, se refleja en unos arreglos de pop progresivo exquisitos y una melodía que, engrandecida por la escalofriante voz de Kate, acentúa la emoción considerablemente: "Let me grab your soul away" (déjame arrebatarte el alma). Mezcla entre miedo y fascinación:



ESO NO LO MANDA NADIE:
Las Vainica Doble, en 1976, crearon uno de los discos mas sobrecogedores del mundo: "Contracorriente". Nunca jamás se escuchará algo parecido a una canción como esta. Los arreglos del sitar y el deje flamenco de Gloria Van Aerssen convierten a esta canción en todo un referente de la psicodelia española. He de decir que la primera vez que la escuché se me puso la carne de gallina (en el buen sentido):




CARNAVAL:
Ana D es un cometa de los que solo pasan por la Tierra una vez cada X años. En 1997, nació un disco cuyas canciones eran de un género especial, indescriptible, único. Su nombre: Satélite 99. La magia de Ana D es una mezcla entre sensibilidad, ternura, amargura y abstracción cósmica del alma. Una canción que nunca olvidaré será "Carnaval", cuyo estribillo me atravesó el corazón como si de una flecha se tratase, así, a lo Santa Teresa de Jesús. "Nevar en agosto es alegría. La felicidad mentira." Por desgracia, no he encontrado la canción ni en youtube, ni en goear. Sin embargo, he encontardo una versión que hace de una canción de... Los Chunguitos, ¿no es raro?. Preciosa!.



JUST A FRIEND OF MINE:
Vaya Con Dios fue un grupo belga que apareció en escena a finales de los ochenta. Su estilo es jazz meloso, suave y acompasado, y sus aires latinos te trasportan directamente a un atardecer en Puerto Rico. Disfruten:


viernes, 5 de febrero de 2010

LHASA: LA VOZ DE UN ÁNGEL

A principios de este año, Lhasa, una de las voces mas expresivas, apasionadas y sobrenaturales de este planeta, nos dejó.

Su discografía, escasa, pero sobradamente fascinante, dio como fruto tres discos que más que discos, son caracolas marinas que al escuchar, trasportan tus sentidos a otra parte, a un mundo interior, escondido, lleno de desiertos profundos o lagunas llenas de deseo, todo con una sensibilidad y un buen gusto desbordante.

La llorona fue un glorioso debut, con canciones tan tremendas como "De cara a la pared", "La celestina", "El pájaro", "El desierto" o "Los peces", abrió a medio mundo las puertas de un universo extraordinario lleno de aromas, sonidos que recoge el viento... y su voz, a la que no pienso calificar.

Después vendría "The Living Road", un precioso disco con canciones tan sobre cogedoras como "Pa llegar a tu lado", canción que hoy día se me hace imposible escuchar sin caer en el llanto dado a la ternura con la que Lhasa susurra una oda al amor mas imperecedero y auténtico. Sin embargo, me quedaré siempre con el tema que abre el disco: "Con toda palabra". Sin lugar a dudas, se me encoge el alma cuando las cuerdas comienzan el solo.

Y, por último, su despedida. "Lhasa" es un disco que no he tenido tiempo de escuchar. Sin embargo, su primer single (videoclip incluido) es toda una lección de intimismo, metafísica, belleza al fin y al cabo.

Viendo como acaba el video clip, ahora sé que un pájaro atraviesa las nubes. Un pájaro libre y feliz.




Esta pieza en concierto es impresionante: